BLOG

Un cambio de bañera por ducha es renovarse

Las bañeras cada vez se sustituyen con más frecuencia por duchas, su accesibilidad, el pequeño espacio que ocupan en el cuarto de baño y el nivel de sofisticación de griferías, rociadores y columnas, hacen de las duchas una opción relajante y práctica.
En esto Duchamania tiene su especialidad, son muchas las reformas de este tipo las que llevamos realizadas y en cada caso hemos intentado adaptarnos a las necesidades de cada cliente.

En baños estrechos, sitúa la ducha al final, en línea con el resto de los sanitarios. Para separarla de éstos, levanta un murete. Aquí se remató con una hoja de cristal para no obstaculizar el paso de la luz natural que entra desde la ventana. Además, el plato de ducha —de madera— se prolongó con una zona de secado.

En espacios abuhardillados sin luz natural, una opción es hacer una ventana de tejado e instalar debajo la ducha. Aquí, además, en la pared se realizó un banco de obra que sirve para guardar los productos de aseo.
Para que el ambiente parezca más amplio, separa la ducha con una mampara de cristal de suelo a techo. Para asegurar una buena estanqueidad, combina una hoja fija con una puerta de cristal. Las tarimas de madera son más cálidas a la pisada, pero conviene que se puedan levantar para limpiar el desagüe.

Para gustos los colores y para diseñar tu cambio de bañera por ducha DUCHAMANIA

Share on facebook
Share on linkedin
Share on twitter
Share on google
Share on whatsapp
Todas las entradas